23/09/2020

La Provincia construye 200 viviendas para familias en emergencia habitacional

El Gobierno provincial, a través del Programa de Asistencia Habitacional, avanza en la construcción de casas en más de 20 localidades. 


El Programa de Asistencia Habitacional surge de un acuerdo entre el Gobierno provincial y los municipios. La provisión de materiales fue financiada en su totalidad por el gobierno de Gustavo Valdés, recursos que son administrados por el Invico, quien además brinda asistencia técnica; la verificación de dominio, de mensuras, y de las etapas de obra. Los municipios fueron los responsables de presentar la lista de personas a beneficiar, aportaron los inmuebles de su propiedad y están a cargo de la infraestructura básica, como así también aseguran la provisión de mano de obra para la ejecución de las viviendas.
Dicho programa tiene el objetivo de contribuir a la resolución del déficit de la población en situación de extrema precariedad, que reside en las áreas urbanas de las distintas localidades. La característica principal de estas viviendas es que se construyen rápidamente, con el objetivo de brindar soluciones habitacionales inmediatas.
Al respecto, el interventor del Invico, Julio Veglia, expresó: “Se trata de un prototipo de vivienda más simple, que fue pensado para dar una solución rápida a personas que no pueden esperar. De esta forma, el gobernador busca brindar soluciones habitacionales mediante un techo digno para las familias de pequeñas localidades de la provincia”.
Actualmente se encuentran en etapa de obra 200 viviendas en Berón de Astrada, Caá Catí, Colonia Libertad, Colonia Liebig, El Sombrero, Garruchos, Gobernador Martínez, Guaviraví, Juan Pujol, Mburucuyá, Ramada Paso, San Antonio de Apipé, Riachuelo, San Miguel, Santa Ana, Tapebicuá, Tatacuá, Yapeyú, Yataití Calle y San Carlos.


En el marco de este mismo programa, Gustavo Murcia, coordinador del Plan de Hábitat y Desarrollo Humano de Invico, manifestó que “se encuentran en gestión 260 viviendas más de las cuales 70 están próximas a iniciarse”. Estas últimas se harían en Goya, Carlos Pellegrini, Sauce y San Cosme; mientras se avanza con los proyectos en Paso de la Patria y Colonia Carolina.

Impacto social

“Es uno de los mejores programas que vi desde que hacemos política”, definió Gustavo Valdés al Plan Hábitat en diciembre pasado, durante una entrega de viviendas en Paso de los Libres, en referencia a la importancia de otorgar un techo a las familias que lo necesitan pero también debido a que “urbaniza y mejora la calidad de vida en los barrios”. 
“Este año inauguramos varias obras de este tipo en lugares donde ni los municipios ni los vecinos tenían la solvencia necesaria para realizar estas mejoras”, destacó el gobernador. Este programa de la Secretaría de Infraestructura Urbana de la Nación se llevó adelante en coordinación con el Instituto de Vivienda de Corrientes (Invico) y las familias del barrio Estación. El proyecto, que se llevó adelante desde junio de 2017, incluye cuatro manzanas y obras de infraestructura. 
También incluyó mejoramiento habitacional, con la construcción de 50 módulos, por lo cual se hizo entrega de los mismos en la oportunidad a 41 familias. Además si bien ya se inauguró, cabe destacar que se levantó como equipo comunitario un Salón de Usos Múltiples (SUM).

Viviendas para 33 municipios

En el mes de mayo pasado, Valdés encabezó el acto de firma de Convenios entre el Instituto de Viviendas de Corrientes (Invico) y 33 municipios y 6 parajes de Corrientes, en el marco del Plan Provincial de Hábitat y Desarrollo Humano.
El acuerdo se celebró con el objetivo de contribuir a la resolución del déficit habitacional de la población en situación de extrema precariedad que residen las áreas urbanas de los municipios, y por las faltas de instalaciones sanitarias adecuadas y seguras.
La Provincia se comprometió a finalizar un programa específico en cada una de las comunas, por un monto de 82 millones de pesos destinados a la provisión de materiales para la construcción de 380 módulos básicos. De esta manera, los municipios se comprometieron a aportar inmuebles de su propiedad dotados de la infraestructura básica, como así también de la mano de obra para la ejecución de los módulos.
“Se realizará una inversión de 82 millones de pesos, en los próximo 10 años, ya que Corrientes necesita hacer 15 mil viviendas para bajar los índices que tenemos”, declaró el mandatario provincial, señalando luego que serían 33 municipios de la provincia los que accedan a 380 nuevas viviendas a través de una inversión superior a los $ 82 millones para “un techo digno”.
“Con el Invico comenzamos a diseñar y poner sobre la mesa el potencial que tiene cada intendente y su respectiva comuna y delineamos un nuevo plan que sea eficiente y tenga utilidad”, precisó Valdés, agregando que estos acuerdos representan ni más ni menos que “acompañar el esfuerzo propio que ponen los correntinos para poner sus manos en la construcción de las viviendas. Se trata de solidaridad y por ello no dudamos de que siempre estará la colaboración de algún amigo o allegado para hacer realidad el techo propio en el menor tiempo posible”.
“Quienes más rápido construyan podrán acceder a una segunda etapa. Tenemos que experimentar cómo funciona este plan, esforzarnos todos y ver las necesidades de la gente para sumar soluciones”, expresó durante la puesta en marcha del programa, que ya logra resultados en unas 20 comunas.