19/07/2024

Valdés denunció nuevos incidentes con Paraguayos en la zona de Isla Apipé



El gobernador Gustavo Valdés denunció a través de sus redes sociales nuevos incidentes con ciudadanos paraguayos en la zona de Isla Apipé y solicitó a Nación garantizar la seguridad y protección de los argentinos.

Valdés requirió a Nación a través de la Cancilleria Argentina como también a la Cámara de Senadores que “intervengan urgentemente para garantizar la seguridad y protección de los tripulantes argentinos”.

El pedido se desencadenó tras registrarse un nuevo incidente en aguas fronterizas en la zona de la Isla Apipé, esta vez entre pescadores furtivos paraguayos y la Prefectura Naval Argentina.

Cabe recordar que en junio del año pasado aconteció un incidente en la zona de Punta Ñaró, donde efectivos paraguayos abordaron a una embarcación de pescadores argentinos, quienes fueron intimidades por los mismos militares, quienes portaban armas de fuego, por considerar que se encontraban en aguas paraguayas.

“En un hecho profundamente perjudicial para la soberanía de nuestro país", había sostenido el mandatario provincial en múltiples oportunidades, buscando llegar a un acuerdo pacífico tras el altercado por la vía diplomática.

Tras dicho incidente a principio de año, Valdés fue recibido en Buenos Aires por la ministra de Relaciones Exteriores de la Nación, Diana Mondino donde había trasladado a ésta sus inquietudes sobre el conflicto limítrofe entre Argentina y Paraguay.

Los nuevos incidentes

Esta vez fue un procedimiento de la Prefectura Naval Argentina por pesca furtiva en cercanías de la Isla Apipé, el que terminó con disparos intimidatorios y el secuestro de una embarcación a remo de Paraguay. 

Todo comenzó muy temprano cuando una patrulla de la Prefectura llegó hasta la isla Marco, que está a unos dos kilómetros del Puerto San Antonio de la Isla Apipé, muy cerca de la central hidroeléctrica Yacyretá.

La patrullera argentina llegó a esa isla -que es territorio argentino- porque tenían datos sobre la existencia de campamentos de paraguayos que pescaban en la zona de reserva. Tras constatar la infracción, los prefectos comunicaron a los pescadores que iban a decomisarles una canoa.

Fue entonces que la situación se puso muy tensa. Otros pescadores del vecino país comenzaron a rodear la lancha de la Prefectura mientras exhibían machetes y palos, en un claro intento por evitar que el procedimiento continuara adelante.

En esas circunstancias, los integrantes de la patrulla de la Prefectura de Ituzaingó hicieron uso de las armas largas que portaban. En principio habrían utilizado postas de goma para intimidar a los pescadores y evitar posibles intentos de agresión.

Parte del incidente quedó registrado en un video que rápidamente se viralizó y generó algunas confusiones. Por el posteo del gobernador Valdés, muchos interpretaron que se trató de un nuevo exceso de la Prefectura de Paraguay, tal como sucedió el año pasado con pescadores deportivos argentinos.

El camuflaje oscuro de la embarcación fue uno de los motivos que llevó a la confusión. Desde la Isla Apipé confirmaron que los disparos fueron de la fuerza argentina y que en principio no se registraron personas lesionadas.

Aguas abajo de la central hidroeléctrica de Yacyretá se vive una situación muy particular. Por un tratado internacional, Argentina y Paraguay acordaron un reparto de las islas. Muchos de esos enclaves, entre ellos la enorme isla Apipé, son territorio argentino pero están rodeadas de aguas jurisdiccionales paraguayas, situación que genera constantes roces con las autoridades navales del vecino país que sostiene que el limite entre ambos paises pasa por el canal de navegación, que hace algunos años se corrió hacia costa argentina dejando en supuestas aguas paraguayas la Isla Apipé.

Tras su primer posteo en redes sociales, Valdés pareció rectificarse. "Todo mi apoyo y el del pueblo correntino a los trabajos de custodia y control de la Prefectura Naval en las costas argentinas en esta zona limítrofe", agregó.

El antecedente con la Prefectura de Paraguay que generó confusión

En junio del año pasado, una embarcación de la Armada de Paraguay invadió aguas jurisdiccionales argentinas para intentar interceptar a pescadores deportivos a los que acusaron de haber traspuesto el límite internacional. El incidente se produjo en la zona conocida como “Punta Ñaró”, donde el canal de navegación pasa muy cerca de la costa argentina.

El hecho quedó registrado casualmente en un video y dejó en evidencia el atropello de los marinos paraguayos. Los pescadores realizaban trolling (pesca con señuelos de arrastre) en el lugar cuando irrumpió a toda velocidad la lancha de la Armada paraguaya y uno de sus integrantes saltó a la embarcación argentina. Una rápida maniobra del timonel les permitió llegar a la costa, donde se generó una discusión con los integrantes de la fuerza militar extranjera.

La férrea resistencia que opusieron los pescadores y el guía junto a otras personas que estaban en la zona evitó el decomiso de los artículos de pesca junto con la lancha y el traslado de los supuestos infractores hasta la zona de Ayolas, en territorio paraguayo.

En otra ocasión la patrullera paraguaya llegó hasta la costa misma argentina intentando impedir que pescadores costeros de la isla sigan pescando. Un incidente que tambien fue denunciado en su momento ante las autoridades de Cancillería de nuestro país y del Paraguay.