03/03/2024

La Justicia prohibió a Verónica Rivero, volver a sacar a Isabella del Hospital hasta que se terminen los estudios



La Justicia porteña prohibió este martes a Verónica Rivero, la mama de Isabella, la nena que aseguran presenta un cuadro de fiebre y dolores prolongado,. sacar a la nena de donde se encuentra internada, en el Hospital Británico de Buenos Aores, hasta que la totalidad de los examenees y estudios médicos que se le realzan esten culminado y se sepa si la nena padece algun mal o se trata de una fabulación de la madre.

La noticia fue revelada por el noticiuero Telenoche de Canal 13 de Buenos Aires, algunos de cuyos epriodistas ayudaron a Verónica a llevar a Isabella al Hospital Garraham supuestamente aquejada por una extraña enfermedad de fiebres altas prolongadas, dolores y huesos crujientes que los médicos no pudieron comprobar ni en ese centro asistencial ni en el Juan Pablo II de Corrientes.

Las sospechas de los profesionales y de los mismos periodistas de Canal 13 de que se trate de una farsa de la mujer, y la denuncia penal de los directos del Garraham, hizo que la Justicia interviniera dictando la medida cautelar contra Verónica.

"Estamos en condiciones de confirmar que han dictado una orden cautelar la Fiscalía para custodiar a Isabella. En estos momentos hay dos agentes que responden a la Fiscalía de la Ciudad de Buenos Aires custodiando la habitación donde está Isabella con su mamá", dijo el periodista Guillermo Lobo.

"La orden de la Fiscalía es que se le practiquen los exámenes exhaustivos, pero que no se la pueda retirar del nosocomio hasta tanto las autoridades, los médicos del Hospital Británico confirmen que se han hecho todos los estudios exhaustivos y que Isabella está bien de salud" detalló.

"No, es cautelar. La mamá la llevó, la Fiscalía tomó nota de esto y, teniendo en cuenta los antecedentes, cruzó información con las autoridades policiales correntinas, más tomó nota de que ella se la llevó del Garrahan a las 12 de la noche, entonces la Justicia considera que hay una situación anómala y, de forma cautelar, ha dispuesto que, esta vez, no se la puede llevar sin una autorización judicial, sin una supervisión médica profunda y exhaustiva para determinar finalmente si Isabella padece alguna enfermedad, si la padece, establecer algún tratamiento, pero también controlar el comportamiento de la madre" terminó de explicar el periodista.

No obstrante aclaró que ahora "hay que ver si la madre interpone algún recurso judicial, pero digamos que el interés de la mamá era que esté bajo observación, con criterios profesionales y médicos, algo que se está cumpliendo. Ya hay una historia clínica, por lo que no la van a volver a pinchar y los exámenes no van a ser invasivos. Van a determinar si padece o no un síndrome febril prolongado, o si estamos ante una nena sana".

Isabella había sido atendida en el Juan Pablo II sin que los profesionales hayan podido constatar ni los cuadros frebriles ni dolencia alguna. Verònica insistió e inicio una campaña asegurando que quería llevar a su hija al Garraham, pero cuando fue llevada por los periodistas de Telenoche dejó pasar varios turnos y reclamó ordenes para hacer estudios sin llevar a la nena hasta último momento, y mientras erstaba internada en el lugar en observación, se la levó afirmando que nadie hacia nada en el lugar. Tampoco en ese centro asistencial se pudo comprobar ninguno de los síntomas que asegura la mujer padece la nena.