03/03/2024

El autor de un asesinato en la zona rural de San Luis del Palmar deberá continuar en prisión



El Superior Tribunal de Justicia, con miembros subrogantes, rechazó la solicitud de la defensa que pretendía se deje libre a un hombre condenado por matar, junto a su padre, a otro hombre, Oscar Ramón García, de 40 años, en la zona rural de San Luis del Palmar el 7 de enero de 2018. Alegó que como la sentencia estaba siendo analizada por la Corte Suprema en recurso Federal no estaba firme y debía quedar libre.

Mediante la sentencia penal Nº 65/23, el Superior Tribunal de Justicia por unanimidad y con una formación diferente a la habitual, ya que estuvo integrado por la doctora María Eugenia Sierra de Desimoni como presidente y como vocales los doctores Gustavo Sebastián Sánchez Mariño, Maria Herminia Puig, Héctor Ariel Azcona y Analía Durand de Cassis, rechazaron un pedido de cese de prisión de un condenado en el año 2019 a 16 años y 8 meses de prisión por el Tribunal Oral Penal N°1 en una segunda sentencia por Homicidio Simple agravado por el uso de arma de fuego.

En noviembre del 2018 el TOP N°1 condenó a 14 años de prisión por homicidio simple, a Rubén Rodríguez de 40 años, único imputado en la causa, porque si bien había participado del homicidio junto a su padre Lorenzo, en ese entonces de 70 años de edad, éste falleció meses después.

El caso llegó a casación al Superior Tribunal, que hizo caso al planteo de la querella, y por sentencia del 10 de junio del 2020 dispuso el reenvío al TOP N.º1 para que emita un nuevo pronunciamiento readecuando la condena a “Homicidio Agravado”.

En este marco, el TOP N°1 impuso nueva condena de 16 años y 8 meses por “Homicidio simple agravado por el uso de arma de fuego”.

Ante esta decisión, la defensa presentó un Recurso Extraordinario Federal el cual fue concedido por el Superior Tribunal de Justicia que lo aceptó. Por ello, el caso está siendo analizado por la Corte Suprema.

La defensa, al no estar firme la segunda condena por el Recurso Federal, solicitó al TOP el cese de prisión, que le fue negado y por ello llegó nuevamente al Superior Tribunal, con miembros subrogantes.

EL STJ rechazó la solicitud ya que consideraron que recaía sobre el hombre una condena y por tanto su cumplimiento está dentro de los límites legales y las mandas constitucionales.

Detalles del Fallo 

En su primer voto, la doctora María Eugenia Desimoni, sostuvo que aunque se encuentre en trámite el Recurso extraordinario Federal ante la Corte, la sentencia condenatoria debe seguir ejecutándose, en razón de tener el carácter de definitiva y confirmada por el Tribunal Superior de Justicia.

Esto es porque se trata de un condenado en etapa de ejecución de la pena, y por lo tanto, debe quedar claro que el principio de inocencia funciona como garantía para cualquier imputado de un delito durante el proceso; y en el presente caso, es una persona condenada y con sentencia condenatoria confirmada, pronunciamiento judicial que produce el efecto de derribar fundadamente el principio de inocencia.

El caso

El hecho ocurrió el 6 de enero de 2018 en el Paraje Isla Tres Cruces de San Luis del Palmar, la víctima, Ramón Oscar García fue interceptado en un camino vecinal por sus dos atacantes.

Tras recibir varios impactos de bala la García fue hallado horas depués en grave estado y trasladado de urgencia al Hospital Escuela donde finalmente falleció. Fueron imputados padre e hijo, pero el padre murió por una enfermedad terminal y solo llegó a juicio el más joven.

Rubén Rodríguez, de 34 años cuando se produjo el sangriento hecho, estuvo prófugo dos meses y luego se entregó en la Comisaría de San Luis del Palmar, tras la muerte de su padre Lorenzo, quien tenía cerca de 70 años.

García fue atacado cuando regresaba a su casa tras participar de una fiesta de cumpleaños en el Paraje Quinta Sección. Fue encontrado cerca de una tapera gravemente herido de un disparo.

Miriam Elizabeth Gauto, la viuda del hombre asesinado, relato que “mi marido era acordeonista también, así que amaneció tocando. Yo me había retirado temprano y regresado a la casa de un familiar. Al amanecer vimos que el caballo de mi esposo andaba solo, como perdido”.

Fue entonces cuando buscaron y hallaron a García cerca de una tapera gravemente herido a balazos. Lo trasladaron al Hospital Escuela, donde estuvo internado en terapia intensiva hasta que el 26 de enero sufrió una descompensación y falleció.

“Las causas del crimen las desconozco. Hace unos diez años, mi esposo había tenido un percance con la familia Rodríguez por el robo de porcinos de nuestra propiedad”, afirmó la mujer.