18/07/2024

Desarrollan un mouse adaptado para personas con movilidad reducida



Como respuesta a la necesidad de una persona con discapacidad motriz, profesionales de la Facultad de Ingeniería de la UNNE desarrollaron un dispositivo digital tipo mouse que puede ser manejado mediante el movimiento de la cabeza y otras partes del cuerpo y que cumple la función de hacer clic mediante soplidos de intensidad configurable. Destacan que el dispositivo, además de su bajo costo y de ser de hardware y software libre, es adaptable a otras problemáticas de la movilidad reducida.

Fernando Flores es una persona cuadrapléjica, sin movilidad en sus miembros inferiores y superiores, que tan sólo puede mover la cabeza.

A pesar de esa condición, es una persona muy activa, un artista dedicado a la pintura con la boca, a quien hace poco más de 5 años desde la Facultad de Ingeniería de la UNNE le adaptaron un elevador automatizado para que pueda subir con su silla de rueda a su vehículo tipo combi.

Ese aporte desde la Universidad contribuyó para alcanzar una mayor autonomía en su vida cotidiana pero además le dejó un estrecho vínculo de cercanía con integrantes de la Facultad.

Fue así que, hace algún tiempo, desde el Laboratorio de Electricidad y Electrónica de la FI-UNNE, notaron el gran esfuerzo que Fernando tenía que hacer para acceder a su computadora, en la que editaba sus cuadros y realizaba otras actividades, computadora a la que accedía, de manera compleja, por medio de un puntero que movía con la boca, generándole fatiga y otras complicaciones.

Así, como una sorpresa, decidieron trabajar en el diseño de algún dispositivo que pueda mejorar el manejo de la computadora.

De esta forma se llegó al desarrollo de un dispositivo digital que permite el movimiento del puntero del mouse de una PC o notebook mediante el movimiento de la cabeza o una parte del cuerpo de la persona, y con la particularidad respecto de otros sistemas similares, de la función de clic mediante soplidos de intensidad configurable.

El proyecto estuvo a cargo de los ingenieros Gerardo Bravo y Martín Torres, docentes de la Cátedra Electrónica II e investigadores del Laboratorio de Electricidad y Electrónica, quienes destacaron el logro alcanzado, pero aclarando la participación clave de Fernando Flores en distintas instancias del trabajo.

En diálogo con UNNE Medios, ambos profesionales detallaron las características principales del dispositivo desarrollado, los pormenores del proceso de diseño y resaltaron la posibilidad de continuar aportando desde la Universidad a la mejora de la calidad de vida de Fernando.

En particular mencionaron la satisfacción de que el dispositivo logrado queda como un desarrollo para ser aprovechado a futuro para otras personas con disminución motriz.

“Muchas gracias por darme la oportunidad de probar este increíble proyecto”, destacó por su parte Fernando Flores, destinatario del dispositivo.

Así, expuso su agradecimiento a los ingenieros Gerardo Bravo y Martín Torres, “por realizar un increíble proyecto de un mouse para personas discapacitadas, con movilidad reducida, que es mi caso pues soy una persona cuadripléjica paralítica de los cuatro miembros”.Fernando Flores utilizando el dispositivo desarrollado.Detalles del dispositivo 

El dispositivo desarrollado posibilita el acceso a personas con movilidad reducida a aparatos en los cuales se requiera el uso de un mouse, detalló el Ing. Bravo.

El desarrollo reemplaza al mouse en toda su funcionalidad, y permite desplazar el puntero del ratón con movimientos suaves de la cabeza, así como realizar los clics, izquierdo y derecho, con soplidos de intensidad variable, ajustados por el usuario.

Los soplidos son detectados mediante un sensor de presión con un ADC incorporado, mientras que el movimiento es detectado por medio de un acelerómetro con salida digital. Ambas informaciones son procesadas por un microcontrolador.

El sistema se comunica mediante un cable USB, sin uso de baterías.

Este dispositivo es utilizado como mouse, pero con la ayuda de un teclado emergente virtual es posible reemplazar al teclado tradicional.

Usa en su totalidad elementos de fácil adquisición y económicos. La electrónica fue desarrollada con herramientas de hardware libre, así como software de código abierto, buscando que el producto final sea de simple acceso y reproducción para cualquier persona que lo necesite.

Desarrollo conjunto

“Fuimos de error en error, pero con la ayuda de Fernando se logró un dispositivo sencillo, económico y útil que era el objetivo esperado”, señaló sobre el desarrollo alcanzado el Ing. Martín Torres, quien había formado parte del equipo que años atrás adaptó la plataforma elevadora para la silla de rueda de Fernando.

Sobre el nuevo proyecto, se explayó en el arduo proceso de trabajo realizado con el fin de solucionar lo complejo y cansador que le resultaba manejar la computadora con un puntero como mouse.

En esa línea, recordó que “navegando por internet vimos que una persona usaba una tecnología similar a un mouse para jugar juegos de computadora, en el que sólo movía con la cabeza el dispositivo, y así empezamos a idear la forma de adaptarlo, de forma económica y sencilla, a la realidad de Fernando”.

En base a eso se fue construyendo, paso a paso, el dispositivo en el Laboratorio de Electricidad y Electrónica.

El primer paso fue comprar una vincha económica de minero y se le adaptó para incrustar la electrónica adentro, que constaba un microcontrolador Arduino, un acelerómetro para medir los movimientos de la cabeza y un sensor de presión para los soplidos.

Tras conseguir el prototipo de mouse, se lo entregaron como sorpresa a Fernando, pero también con la idea de seguir ajustándolo.

Luego de recibirlo, a los pocos días, expuso su agradecimiento y alegría por la utilidad del nuevo equipo. Pero también aportó algunas sugerencias, como la necesidad de poder usar el implemento estando acostado o el problema de los clics indeseados producto de movimientos involuntarios que tenía Fernando al respirar.

Gracias a ese proceso de trabajo “a prueba y error”, se decidió realizar algunas mejoras, como ubicar el dispositivo en la frente, reubicar conectores, se colocó un bloqueador de clic para evitar los espasmos, se ajustó la sensibilidad de clic y se dispuso un soplido más fuerte para el doble clic, entre otros ajustes.

Tras varios meses de labor, finalmente se alcanzó el prototipo final que “anda perfecto”, e incluso posibilita que Fernando ajuste parámetros de la sensibilidad de los soplidos según sus necesidades.

El Ing. Torres remarcó que el dispositivo no demandó una gran inversión, sino que hubo una constancia de trabajo, y fue importante desarrollarlo junto a la persona de la problemática.

“El feedback, la retroalimentación fue clave. Nosotros sabíamos cómo hacerlo, pero la verdad la tenía Fernando”.

“Este desarrollo atiende una problemática para la cual no había una solución disponible en el mercado”, destacó el Ing. Bravo.

Así, valoró la innovación lograda desde la Facultad que posibilitó atender una necesidad específica, la de Fernando, por medio de un dispositivo sencillo y de bajo costo que puede ser adaptado a otras situaciones de movilidad reducida.

Comentó que en la Cátedra Electrónica II, como instancias prácticas, se desarrollan distintos tipos de dispositivos electrónicos orientados a resolver problemas de la industria, necesidades cotidianas que ayuden a la vida de las personas y al desempeño de máquinas.

En ese sentido, opinó que el desarrollo del mouse para discapacidad motriz es un trabajo que integró actividades de docencia, práctica de alumnos, investigación y extensión, “volcando el conocimiento a la sociedad”.