25/07/2024

Observar y conocer el entorno natural para preservarlo



Cada vez son más las investigaciones científicas sobre la incidencia del accionar de los seres humanos en la naturaleza, al igual que las consecuencias de su accionar sobre la biodiversidad. Por supuesto, la región del nordeste argentino en general y la zona del denominado Gran Corrientes, tampoco escapa a esta realidad. Por ello, afortunadamente, cada vez se suman más trabajos en esa línea para conocer el estado de situación del ambiente y así, generar propuestas que permitan paliar o menguar sus secuelas.
Una de las investigaciones que se están desarrollando en la actualidad, está a cargo de la bióloga Florencia Quijano y los espacios donde los lleva a cabo son la Estación Biológica Corrientes, ubicada en la localidad de San Cayetano y la reserva privada Las Lomas, en San Cosme (a 20 y 45 kilómetros de la capital provincial respetivamente). En una entrevista con Quintaesencia, la joven investigadora egresada de la Universidad Nacional del Nordeste (UNNE) y becaria del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CECOAL), brindó detalles de su trabajo como también datos que pudieron relevar que -cuanto menos-, generan cierta preocupación.

Para seguir leyendo, clic aquí:
Observar y conocer el entorno natural para preservarlo