02/10/2022

Todo listo para el 12º Festival de Invierno del Chamamé



Todo está listo para nueva edición del Festival de Invierno del Chamamé, que se llevará adelante este viernes 2 y sábado 3 de septiembre, a partir de las 21, en el auditorio Julián Zini, ubicado en la calle Blas Benjamín de la Vega entre la Ex Vía y Lavalle. Para disfrutar de estas dos noches a puro chamamé, se deben retirar las entradas –sin cargo- en las boleterías del Teatro Vera, de lunes a viernes, de 9 a 12, y de 17 a 21. “Está todo preparado para el Festival de Invierno del Chamamé que este año se realizará en el auditorio Julián Zini del Banco de Corrientes y reunirá a reconocidos artistas del género con repertorios y formaciones diferentes que prometen sorprender al público”, destacó el presidente del Instituto de Cultura, Gabriel Romero. Esta 12ª edición, es la primera presencial después de la cuarentena y la segunda posterior a la inclusión del Chamamé en la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por parte de UNESCO. Cabe señalar además que el festival será televisado y emitido por las redes oficiales del Instituto de Cultura. Primera noche Para la primera velada está programada la actuación de Daniel Giménez, un destacado guitarrista de Mburucuyá; la voz de Verónica Vasco, acompañada de José Víctor Piñeiro, guitarra del Trío Tajy y cerrando, la actuación de Sofía Morales, joven talento de San Miguel que tiene una presencia nacional, gracias a su brillante desempeño en el certamen "La Voz Argentina", acompañada por Facundo Ponce. Este festival prosigue y profundiza la idea original que va tanto al rescate de ricas y sutiles coloraturas de nuestra música, como también de nuevas miradas, desde la composición o desde la interpretación que a veces pasan inadvertidas en presentaciones de formatos más festivos. Así, reconocidos artistas del género sorprenderán con repertorios y formaciones diferentes de las que habitualmente se los conoce. Iniciado en 2010 apuntó, entre otras, a dos cuestiones centrales: visibilizar al chamamé en otra época del año, y mostrar otro chamamé, generado por autores, compositores e intérpretes con improntas diferentes a las acostumbradas, que requieren de un contexto y un espacio físico distinto. La programación constituye un espacio de experimentación y búsqueda a la cual la organización invita a los artistas para transitar caminos diferentes, fuera de sus conjuntos y de sus repertorios habituales como “solos”, “dúos”, tríos concertados exclusivamente para la ocasión, proponiendo desafíos artísticos y la posibilidad de mostrar artistas, fuera de sus propios conjuntos. De alguna manera se busca resaltar otros perfiles y otros repertorios, muy valiosos que tienen los artistas y que generalmente no aparecen en los conjuntos de los que forman parte.