01/10/2020

​Así es el proyecto del PJ para intervenir la justicia correntina: corto y sin fundamentos


Almiron


Corto. Poco menos de una carilla de extensión y sin fundamentos. Así es el proyecto de intervención a la Justicia correntina que impulsan sectores del kirchnerismo correntino y que tiene como instrumento, como ella misma admitió, a la senadora Ana Almirón, quien en una reunión virtual del Observatorio Judicial de Partido Justicialista de Corrientes se explayó el último martes.
El proyecto, que algunos aseguran es obra del ex senador José María Roldan, pero impulsado, entre otros, por el ex concejal de Goya Ariel Pereyra, condenando por delitos durante el ejercicio de sus funciones, y por otros ex funcionarios de la misma línea política, pretende la llegada de un interventor con poderes para “remover y designar a los magistrados, funcionarios y empleados que integran el Poder Judicial de la Provincia de Corrientes”.
Al interventor que desean colocar desde el Senado de la Nación, pretende darle además el poder para “dictar los reglamentos y disposiciones necesarias para establecer un sistema de subrogancias y de designación de conjueces para atender las vacancias que se generen durante la vigencia” de la intervención.
El proyecto, impulsado desde el PJ correntino, tiene como principal objetivo “salvar” a figuras del peronismo correntino complicadas desde el punto de vista judicial como es el caso de los ex intendentes de Perugorría Jorge Corona y Angelina Lesiaux, aunque también tienen causas en la justicia el ex concejal Pereyra y el ex intendente de Goya Gerardo Bassi o el ex intendente de Mercedes Víctor Cemborain.
La senadora Almirón el último martes aseguró que al proyecto había que tomar en serio si se pensaba en ganar las elecciones ya que ese era el comienzo de la “toma del poder”, algo que no cayó muy bien en las estructuras del peronismo con excepción de un veterano dirigente, con fuerte rechazo dirigencial, dispuesto a sumarse a la movida.