12/07/2020

​Insólito: la policía se tuvo que llevar los arcos para terminar un torneo de fútbol


Suena insólito en los tiempos que se viven, pero sucedió. La policía, luego de recibir una lluvia de piedras y otros objetos contundentes, se tuvo que llevar los arcos de una cancha de fútbol barrial para evitar así que se siguiera jugando un torneo que había sido convocado mediante mensajes a celulares y del que participaban una importante cantidad de jóvenes.
El hecho se dio en pleno barrio Arazatý, en la zona conocida como "Los Empachados". La policía llegó al lugar a pedir que se suspenda el torneo que se disputaba por dinero, pero lejos de conseguir el cumplimiento de las medidas de distanciamiento social por la pandemia de coronavirus, recibieron una lluvia de piedras y todo tipo de objetos contundentes.
Efectivos de la Comisaría Segunda y del GRIM 5, acudieron a la cancha ubicada en calle Suipacha entre Necochea y Las Heras, para frenar las agresiones al personal policial, pero como la negativa por suspender el torneo persistía, se decidió el secuestro de los arcos para así dar por terminado el torneo.
Como producto del procedimiento se secuestró además una moto 110cc sin patentes, dinero en efectivo, un teléfono celular marca Samsung y se detuvo al organizador del torneo.
Los vecinos de la zona salieron en defensa de los organizadores del torneo y se sumaron al ataque a pedradas de la policía que debió abandonar el lugar rápidamente.