01/06/2020

Demoraron a un adolescente por el robo en un jardín de infantes


Un chico de 15 años fue demorado por la policía por el robo en un jardín de infantes y en el procedimiento incautaron un equipo electrónico perteneciente al establecimiento.
Fuentes policiales dijeron que el martes 31 de marzo se descubrió el robo en el jardín de infantes Nº  41 “Marina Elena Walsh”, del barrio San Benito, de la capital correntina. Se constató que en el local escolar causaron destrozos y se llevaron varios elementos, entre ellos un equipo de audio.
Personal de la comisaría 2ª se abocó al caso y en las últimas horas realizó una diligencia y demoró un pibe. El menor vive en el barrio Trujillo, en la casa de su abuela. Interviene el Juzgado de Menores de turno.

San Miguel

La policía detuvo en la localidad de San Miguel a una pareja. Se determinó que el muchacho tenía pedido de captura por robo y la chica, menor de edad, era buscada por fugarse de una comisaría de la capital correntina.
Fuentes policiales dijeron que el procedimiento se realizó ayer jueves, en momentos en que una patrulla de la comisaría de San Miguel recorría las calles del pueblo para vigilar el cumplimiento del aislamiento social preventivo y obligatorio. 
Los agentes interceptaron a la pareja y luego de identificarla se hizo la consulta a la base de datos de la repartición y se estableció que los dos eran buscados por orden judicial.
El detenido, de apellido González y la chica, de 17 años, fueron trasladados a la comisaría local y se iniciaron las gestiones para el traslado de la joven de a la capital correntina. Ella se hallaba alojada en la comisaría 2ª de la Mujer y del Menor de la ciudad de Corrientes.  

Le mordió una yarará

Una vecina de la zona rural de Goya fue mordida por una serpiente yarará y los familiares capturaron al ofidio y la trasladaron a la víctima con urgencia a la ciudad. Se halla internada.
El hecho ocurrió el miércoles en una vivienda de la zona de Las Marías, en jurisdicción de Goya. La damnificada realizaba tareas en su hogar cuando no advirtió que había una yarará, que la atacó y le mordió en el dedo gordo del pie derecho. 
En medio de la conmoción, la mujer pidió ayuda y fue auxiliada por familiares que rápidamente buscaron a la víbora y la encontraron.
Mientras tanto, en un vehículo y, con premura, la señora fue trasladada al hospital Muniagurria, donde le suministraron el suero antiofídico y permanece internada en observación. 
Por el momento, la paciente está respondiendo al tratamiento y, de continuar con su evolución, podría ser dada de alta hoy o mañana, y seguir su recuperación en el domicilio.