20/07/2019

El cuerpo mutilado hallado en el río en Santa Fe es de una chaqueña

Lorena Noemí Romero (21) desapareció el lunes 10, poco después de las 20, cuando concurrió a un kiosco cerca de su casa, en Resistencia.  


La Justicia santafesina confirmó ayer que el cuerpo hallado en el río Paraná son de Lorena Noemí Romero (21). Fue encontrado por unos pescadores en las últimas horas de la noche del sábado, a la altura de la localidad de Alejandra. El cadáver está seccionado desde la cintura y le falta el brazo izquierdo. Ayer, a la tarde, en la morgue del hospital de Reconquista se lo entregaron a sus familiares.

La desaparición

El lunes 10 de junio, cerca de las 20, Lorena salió de su casa situada en Fortín Los Pozos 285 de Villa El Dorado, de Resistencia. Se dirigió a un kiosco ubicado en las cercanías. Fue la última vez que la vieron. Al no regresar comenzaron a buscarla. Consultaron a su novio, Ezequiel Ramos y dijo que no estuvo con ella. Avanzada la noche, sus familiares decidieron recurrir a la policía y se activó el protocolo para estos casos. Se hizo un rastreo con perros desde la casa de Lorena hasta el kiosco y el domicilio del novio. El fiscal que interviene en el caso dispuso la detención de Ramos, quien permaneció preso por dos días y luego lo liberaron. 
Mientras tanto, la policía continuó con la búsqueda centrándose las operaciones en la zona sur de Resistencia, sin obtener los resultados esperados.

El hallazgo

En las últimas horas del sábado 15, unos pescadores de la localidad de Romang, provincia de Santa Fe, hallaron un cadáver flotando. Luego, constataron que se trataba del cuerpo de una mujer a la que le faltaban las piernas y el brazo izquierdo.
Avisaron a la policía, desde donde le indicaron que amarrara el cadáver a la costa y en la mañana del domingo una dotación de bomberos y policías rescataron los restos y lo trasladaron a la morgue del hospital de Reconquista. Ayer, confirmaron la identidad.
La Policía de Chaco, con orden judicial, realizó allanamientos en la casa de un tío de Ezequiel Ramos y secuestraron un Chevrolet Prisma, además de celulares. También incautaron un VW Gol de un amigo del novio y otros celulares. Por el momento, no hay precisiones de cómo murió. La autopsia reveló que el cuerpo fue seccionado estando muerta. Además, no se sabe cómo el cadáver hizo un recorrido de unos 300 kilómetros aguas abajo en tan pocos días.

Testimonio

Alberto Machín contó a Reconquistahoy.com cómo fue el momento en que pescaban en la noche del sábado 15 y madrugada del domingo 16 de junio,  en aguas del río Paraná, cuando vieron flotando el cadáver.
“Estaba con mi hijo, Erié, que es veterinario. Quedamos asombrados cuando vimos el cuerpo flotando. No sabíamos qué hacer. Había otros pescadores en una lancha y ellos no quisieron entrometerse porque dijeron que después los citan a cada rato”.
Acotó que “decidimos llamar por teléfono a la policía. Avisamos y dimos la ubicación. Nos dijeron que atemos el cadáver a una rama  o a algo y que al amanecer concurrirían a rescatarlo”.
Recordó que “vimos que el cuerpo estaba mutilado. No tenía las piernas y la parte de la cintura hacia abajo estaba desmembrado. También le faltaba el brazo izquierdo. Lo enganchamos de la mano derecha. Fue terrible. Nunca nos tuvimos una situación de estas características”.