21/05/2019

AMAD y Atlético Saladas, dos que se preparan para un fin de semana clave


AMAD de Goya volvió el martes a las prácticas luego de su última gira correspondiente a la fase regular de la División NEA del Torneo Federal de Básquet (TFB). Este fin de semana tendrá otra exigencia doble, una ante un rival directo en la lucha por la permanencia.
Los conducidos por el Tano Juan Humberto López Ríos, el martes por la mañana se reunieron en el Gigante del Nordeste para empezar a trabajar y preparar otra dura doble competencia de mañana y el domingo cuando reciba a uno de los formoseños Sarmiento de Formosa y al colista Sol de América. Justamente, ante el Sol, mantiene hoy por hoy la lucha por la permanencia.
Luego de ver los videos de las derrotas ante Acción de Sáenz Peña y Deportivo Comercio de Santa Sylvina, hicieron una práctica liviana. En tanto que por la noche empezaron los movimientos con pelota y los sistemas técnico-tácticos pensando en los juegos del viernes y domingo, que serán los últimos dos de local de la temporada regular. 
Las prácticas serán en doble turno lo que resta de semana y finalizarán las prácticas el viernes por la mañana con una pequeña activación y el posterior scouting del match de la noche. Quien no pudo entrenar, pero no corre peligro en su presencia en la doble fecha es Gregorio Espíndola, quien tenía una pequeña dolencia física pero estará a disposición del entrenador. 

“Se vienen dos finales”

Tras la gran victoria por 80 a 65 sobre Sarmiento de Resistencia, el plantel de Atlético Saladas tuvo la jornada libre el  lunes, y el martes retomó las prácticas y en doble turno. El objetivo sigue siendo mantener el 1 de la División NEA y para ello deberá pasar otro fin de semana con doble acción.
Leonardo Mosconi, goleador de la noche ante los chaqueños con 18 puntos se mostró “contento porque estamos primeros aún”. “Empezamos un poco bajos en tanto al nivel, pero tuvimos la tranquilidad y la fuerza atrás para que no nos sigan haciendo goles”. Igual “sabíamos que iba a ser complicado, porque venían de un golpe y querían ganar, y es lógico que siempre después de una derrota te den ganas de salir a flote, entonces nosotros jugábamos con eso en contra”.
Pensando en lo que viene, el jugador de 29 años resaltó que “va a estar duro”. “Sol de América viene de ganarle a San Martín de Curuzú y seguro que nos esperarán con expectativas y después tenemos partido de local nuevamente, así que para nosotros son dos finales”.