25/03/2019

La crecida de los ríos agudiza el drama y aumenta el número de evacuados

La Provincia trabaja con distintas áreas para llegar a las zonas más afectadas. Estiman que ya son más de 500 las familias afectadas por la acumulación y el avance del agua. 


Daño colateral. La provincia de Corrientes registró en las últimas jornadas una marca histórica por precipitaciones, que en algunos puntos del territorio llegó ya a superar los 300 milímetros.
La intensidad de las lluvias, por caudal y en un corto plazo, hizo  colapsar el cauce normal de algunos ríos y arroyos en el interior correntino, donde hasta la víspera el número de evacuados superaba los 500.
El panorama, poco alentador por las lluvias, trajo consigo el consecuente avance del agua ante la imposibilidad de escurrimiento, al punto tal de registrarse ya por estas horas el aislamiento de algunos puntos del territorio.
“Tuvimos y estamos teniendo lluvias muy por encima de lo normal, donde en algunos lugares, como los caso de Curuzú Cuatiá y Paso de los Libres, ya superan los 300 milímetros acumulados”, advirtió en la víspera el director de Defensa Civil de la Provincia, Eulogio Márquez.
El funcionario fue parte del cónclave por el Comité de Crisis con el que el Estado provincial busca articular y ejecutar acciones por este fenómeno.
Márquez realizó un relevamiento a nivel provincial, advirtiendo sobre los puntos críticos  en el interior por el desborde de  cauces. “Hay localidades como San Roque y Santa Lucía, que tienen inconvenientes derivados; es decir no sólo por la lluvia en esas localidades, sino también por la que cae en otras como Mburucuyá y Concepción, que genera crecida del río Santa Lucía”.
Agregó que “otro caso similar es la lluvia de Mercedes. Los 300 milímetros que cayeron allí ya están afectando a Perugorría, en el paraje Paso Tala, no sólo por el río Corriente, el arroyo Villa La Nueva y el arroyo María, que ya cortó el acceso al paraje Palmita”.
El responsable de Defensa Civil de la Provincia evaluó que “son distintos inconvenientes que se van planteando como consecuencia de las lluvias o de eventos ocasionados por la misma, por eso están interviniendo todas las áreas de la Provincia, porque tenemos puentes en los que el agua sobrepasó, como el caso del acceso al paraje San Salvador, en Mercedes, con el puente del arroyo San Roquito, que dejó prácticamente aislado el paraje”.
En este sentido, aseguró que “por eso está Vialidad resguardando la zona, más la policía, como en la ruta 12 entre Goya y San Isidro, donde desbordaron dos lagunas y se registra agua sobre la cinta asfáltica”. Márquez indicó que “allí, desde ayer, hay dos puestos, tanto al norte como al sur del lugar, para pedir precaución a los automovilistas”.
En este contexto, el funcionario hizo un llamado de atención al expresar que “ayer hubo toda una movilización del Comité de Crisis por esta información falsa del puente en Santo Tomé y esa movilización es un esfuerzo que se le está quitando  a las personas que realmente están afectadas, por culpa de algún vivo que genera una información falsa”.
El director de Defensa Civil indicó que “los parajes aislados son Palmita en Perugorría, allí ya estamos trabajando con el intendente Castellano a quién le enviamos una bomba para desaguar; y el paraje San Salvador para el cual estamos gestionando una lancha que permita el paso de la gente”.
Márquez aseguró que “la situación actual  nos crea un evento adverso que es inundaciones en planta urbana, motivando evacuaciones y autoevacuaciones de personas. Esto está ocurriendo en este instante y en esos lugares está llegando la asistencia de la Provincia a los municipios”.
 En este marco, indicó que ayer  “partió un camión con destino a Sauce, Curuzú Cuatiá, Paso de los Libres y Tapebicuá. Un día antes hicimos lo propio con camiones de asistencia rumbo a El Sombrero y Empedrado, pero a medida que avanza el tiempo se van incorporando nuevas localidades con inconvenientes, como el caso de Santo Tomé”.
Finalmente, consultado sobre la cantidad de evacuados, Márquez indicó que “el número se está incrementando constantemente, en San Roque  ya tenemos más de 30 familias; en Santa Lucía se está evacuando el barrio Ladrilleros y a esta hora superamos las 500 personas en total”.
La situación a nivel provincial se presenta ya como crítica, y los pronósticos para los próximos días son poco alentadores. 
En ese marco se articulan distintas tareas desde las distintitas áreas del Estado, tanto en materia de asistencia a las familias afectadas, como así también en la prevención en zonas de riesgo.