10/12/2018

Diputados dio media sanción al presupuesto provincial 2019 y aprobó la toma de un empréstito

El oficialismo obtuvo una victoria completa porque la intención del PJ de impedir compromisos crediticios no tuvo efecto por la ausencia de Alberto Yardín. 


Foto: Prensa Diputados


La Cámara de Diputados otorgó ayer media sanción al proyecto de ley de Presupuesto 2019 enviado por el Poder Ejecutivo. El texto se aprobó sin modificación al texto original y pasó al Senado para su análisis. La sesión   constituyó además una victoria del oficialismo porque ECO + Cambiemos logró el guiño de los diputados para tomar un empréstito. 
El proyecto elevado el gobernador Gustavo Valdés logró el acompañamiento del total de los diputados presentes. El único que no asistió a la sesión fue  Alberto Yardín (PJ), una ausencia que le costó caro a la oposición.
Se contabilizaron  21 votos afirmativos para los artículos referidos a bonos de consolidación y toma de empréstito (art. 7º y 19º)  y solo 8 en contra (bloque del PJ). “Es decir, que tuvo más de los dos tercios requeridos”, destacaron desde el oficialismo. 
La ausencia de Yardín tiró por la borda todo lo que habían expresado los legisladores peronistas, quienes anticiparon que no estaban de acuerdo en avalar el empréstito. Por eso, fue una doble victoria del oficialismo porque el proyecto original se votó tal como lo presentó Valdés. 
Durante la sesión, en representación del Partido Nuevo, el diputado Oscar García había adelantado el acompañamiento al proyecto  en su totalidad, al igual que su par del Partido Liberal Ana Pereyra; y en el mismo sentido, actuó el diputado  Diego Pellegrini. 

Una herramienta “dinámica y flexible”

Abrió el debate el diputado Jorge Molina, quien resaltó que la proyección presupuestaria del Ejecutivo, es una herramienta “dinámica y flexible”, acotando que “este Presupuesto se proyectó de acuerdo con cambios estructurales que se vienen realizando a nivel país sobre tres ejes centrales: de forma fiscal, recuperación económica y competitividad, y calidad institucional”.
También subrayó de la reunión que mantuvieron con el ministro de Hacienda que “el Gobierno, en esta oportunidad, está obligado a tener limitaciones contempladas en las pautas macrofiscales que envía el Gobierno nacional a todas las provincias, en relación con el Régimen de Responsabilidad Fiscal ,al cual nuestra Provincia está adherida”. 
En relación con la toma de créditos, recordó que “en el presente año la Legislatura había autorizado el uso de 5.000 millones de pesos para empréstitos al Gobierno de la provincia; de los cuales únicamente se tomaron 300 millones de pesos, que fueron destinados, tal cual lo dice la normativa, a obras de infraestructura”, citando como ejemplo “el gasoducto Curuzú-Mercedes, obras energéticas de distintas magnitudes en todo el ámbito de la provincia y la construcción de escuelas y jardines de infantes, entre otras”. 
Por la oposición, el diputado Martín Barrionuevo señaló la intención de hacer “observaciones” a la iniciativa, considerando que era necesaria tratarla, “porque no hacerlo, sería seguir con un presupuesto prorrogado que no refleja la realidad de Argentina ni de Corrientes”, había argumentado la unanimidad en el  tratamiento sobre tablas. 
Habló luego –al igual que sus pares Cesar Acevedo, José Mórtola, Félix Pacayut y Ernesto Meixner– de la decisión partidaria de no apoyar la toma de empréstitos, considerando que se estaría “malendeudando” a la provincia. 
A pesar de la postura en contra, los peronistas no pudieron impedir la aprobación del empréstito por la ausencia de un diputado de su bloque.
Desde el oficialismo hicieron uso de la palabra los diputados Horacio Pozo, Marcelo Chaín, Adán Gaya, Eduardo Vischi, Javier Sáez, Aníbal Godoy y Héctor López, quienes remarcaron la “flexibilidad” para atender las necesidades y las distintas obras que se ejecutarán en breve, tras la planificación pertinente. 

El proyecto 

El Presupuesto 2019 está en línea con las políticas de Estado impulsadas por el Gobierno provincial “y a partir de un esquema presupuestario acorde a las pautas nacionales, en el marco de la Ley de Responsabilidad Fiscal y Buenas Prácticas de Gobierno (Ley N° 27428), según las cuales se proyecta una caída de la actividad económica del país (producto bruto interno) del orden del 0,5 por ciento para el año entrante, una variación porcentual del Índice de Precios al Consumidor (IPC) promedio anual de 34,8 por ciento y un tipo de cambio promedio de 40,1 pesos por dólar estadounidense”, según fundamentaron desde el bloque ECO + Cambiemos. 
También se prevé que “para los años futuros el Gobierno nacional incluya la instrumentación de uno de los grandes acuerdos logrados en la gestión entre la Nación y las Provincias, vinculado a la devolución gradual del 15 por ciento detraído durante 20 años a las jurisdicciones provinciales para financiar a la Administración Nacional de Seguridad Social (Anses)”. 
“A los porcentajes ya reintegrados en 2016, 2017 y 2018, se sumará otro 3 por ciento durante el ejercicio 2019 que se traduciría en alrededor de 3.920 millones de pesos para la Provincia”, aseguraron las fuentes oficiales, calificando esta medida como recuperación del federalismo fiscal.